¿Cómo gestionar los productos en tu tienda online de WordPress y WooCommerce?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
(Votos: 0 Promedio: 0)

Has cerrado tu idea de negocio. La has validado en el mercado y el canal online es el que mejor encaja en tus planes.

Una vez contratado un hosting profesional que no te de quebraderos de cabeza, has instalado WooCommerce en tu WordPress y has configurado como un profesional todos los ajustes de tu tienda en linea.

Además, para redondear, has incluido los métodos de pago que más se adaptan a tu cliente ideal.

El siguiente paso es obvio, necesitas tener productos subidos a tu tienda online para empezar a vender.

Cuanto antes te lances, antes podrás llegar a tu público, antes te conocerá Google y podrás empezar a tener datos y métricas para ir cambiando lo necesario para optimizar al máximo tu proceso de ventas.

En este artículo te enseño todo lo que se tiene que saber sobre el producto en WooCommerce.

Cómo gestionar los productos en WooCommerce

Para añadir un producto en tu tienda online con WordPress primero has de tener, como mínimo, pensadas su categoría y sus atributos.

Es decir, si vas a vender ropa puede que las categorías sean: camisetas, pantalones, cazadoras, etc. y los atributos serán la talla y el color. Por el contrario, si vendes herramientas de ferretería tendrás categorías como martillos, clavos o tornillos, pero es posible que no tengas atributos.

Además, cada producto es recomendable que lleve como mínimo un título, una descripción, una foto destacada, el stock (de haberlo), el método de envío (de no ser un producto digital) y el precio.

Como crear nuevo producto en WooCommerce

Categorías y atributos en WooCommerce

La categoría es el pilar fundamental para ordenar tus productos en tu tienda online. Cada uno de ellos ha de tener, por lo menos, una categoría. Mi recomendación es que solo tenga una, salvo justificación.

Piensa que las categorías son importantes para clasificar los productos, y con ellas también podrás disputar puestos en Google, por lo que no se pueden tomar a la ligera.

Los atributos son características que tiene un producto, y son opcionales. Hay productos que podrán llevar características y otros no.

Por ejemplo, las tiendas de ropa suelen tener en casi todos sus productos los atributos de talla (S, M, L, XL, XXL) y color (Verde, Azul…). Estos atributos se combinan entre sí, y se pueden configurar por separado, como veremos a continuación.

Crear una categoría en WooCommerce

Busca la opción Productos -> Categorías para abrir la lista de categorías de producto. No confundir con las categorías de los artículos del blog. Tienen una filosofía similar, pero a nivel interno son independientes.

Para añadir una nueva categoría debes indicar el nombre. Es el único campo obligatorio. Mi recomendación es que incluyas también una imagen asociada a esa categoría y una descripción.

Recuerda que puedes crear categorías padre e hijo. ¿Qué es esto?

Muy fácil. Si tu tienda es grande puede que necesites tener categorías genéricas que agrupen a otras más específicas y relacionadas. Si tu tienda vende ropa y calzado podrías tener una estructura como esta:

  • Ropa (categoría padre) – Camisetas (categoría hijo), Pantalones (categoría hijo), Cazadoras (categoría hijo), etc.
  • Calzado (categoría padre) – Botas (categoría hijo), Chanclas (categoría hijo), Tenis (categoría hijo), etc.

Su estructura de URL será [dominio.com]/[categoría-padre]/[categoría-hijo]/. Como ves, todo muy organizadito.

Como crear una nueva categoría en WooCommerce

Crear atributos en tu tienda online

Los atributos permiten definir datos adicionales del producto y crear combinaciones como las que vimos de talla y color.

Para crear una nueva combinación entra en la opción Productos -> Atributos.

Para añadir un nuevo atributo solo necesitas su nombre y, opcionalmente, activar las páginas de archivo. Esto último lo puedes dejar sin marcar.

Una vez creado el atributo es el momento de añadir las diferentes opciones de ese atributo. Para ello debes pulsar en ‘configurar términos’, opción asociada al atributo al que quieras añadirle esas variaciones.

Una vez dentro, podrás añadir los que quieras. Ponles un nombre significativo, pues será la denominación con la que se mostrará en las variaciones de la tienda online.

Previsualización de un atributo con términos

Añadir un producto en WooCommerce

Una vez que hemos aclarado todo lo anterior, sitúate en la opción Productos -> Añadir nuevo.

Verás en este paso el interfaz donde crearás propiamente dicho el producto de tu tienda online. Como puedes observar, por defecto aún no está adaptado al editor de bloques Gutenberg.

En las opciones más generales no me voy a parar mucho.

Puedes indicar el título, una descripción larga en la parte superior, una descripción corta en la inferior (según el tema que utilices, puede que solo necesites una de ellas), la categoría del producto, las etiquetas, la imagen destacada (que será la primera que se vea en la ficha de producto y en las previsualizaciones) y la galería de imágenes.

La parte más interesante y complicada es la que se titula Datos del producto, donde podrás escoger hasta cuatro tipos de productos en WooCommerce: producto simple, producto agrupado, producto externo/afiliado y producto variable.

Y según escojas uno u otro, diferentes serán las opciones y el interfaz.

Producto simple en WooCommerce

Es posiblemente el más utilizado y te sirve para la gran mayoría de productos, pues son los que hacen referencia a todos los que no tienen diferentes opciones o variaciones.

Es decir, su precio, talla, color o tamaño no cambia porque no tiene diferentes variantes de él mismo. Por ejemplo, un monitor de PC o una herramienta de ferretería suelen ser productos simples.

  • General: debes indicar el precio del producto simple y opcionalmente un precio rebajado.
  • Inventario: debes indicar un SKU (un identificador único de producto, muy útil a la hora de inventariar). Puedes activar la gestión del inventario, el número de productos a la venta, la posibilidad de permitir reservas, el umbral de pocos productos, el estado del inventario y si es una venta individual o no.
  • Envío: puedes indicar peso del producto, dimensiones del paquete y la clase de envío a utilizar.
  • Productos relacionados: si quieres configurar qué otros productos mostrar cuando un cliente está viendo este producto, debes indicarlos aquí. Es una buena técnica para aumentar las ventas.
  • Atributos: puedes indicar algún atributo, pero estos no se utilizarán para escoger el modelo ni cambiarán el precio, a diferencia de los productos variables. Son simplemente descriptivos. A mi entender, no tiene mucho sentido ponerlos aquí.
  • Avanzado: configuraciones avanzadas como nota de compra al cliente o la activación de valoraciones.

Producto agrupado en WooCommerce

Es otro de los tipos de productos presentes en WooCommerce. Sirve para agrupar diferentes productos individuales para ser vendidos conjuntamente.

Por ejemplo. Puedes crear una agrupación ‘habitación’ que contenga un producto cama, un producto armario y un producto mesilla. Todos se pueden comprar individualmente, pero para incitar a la compra conjunta los mostramos agrupados.

Tiene menos opciones que un producto simple

  • Inventario: debes indicar un identificador único, o SKU. A continuación, puedes rellenar la cantidad de stock, indicar si permites reservas y el umbral de pocas existencias.
  • Productos relacionados, atributos y avanzado son opciones similares a las del producto simple.

Producto externo/afiliado en WooCommerce

Con este tipo de producto podrás mostrar artículos en tu tienda online que se venden en otro portal web.

La única opción diferente de las que podemos encontrar en los productos anteriores es el campo para indicar la URL del producto, es decir, la dirección externa a nuestra web donde se encuentra el artículo y la configuración de texto del botón de compra.

Producto variable en WooCommerce

Es el más complejo, pero también el más versátil e interesante.

A cada producto variable se le pueden asignar atributos y varios o todos los valores que tomen esos atributos. Cada combinación de ellos será una variante de ese producto, que podrá tomar un precio, un identificador (SKU), unas opciones y una imagen distinta.

Por ejemplo, una camiseta con diferentes tallas y colores es un producto variable. Un teléfono móvil que cambie el color y la cantidad de memoria RAM (2GB, 3GB y 4GB) con diferentes precios es también un producto variable.

Las opciones de este tipo de producto son también muy interesantes:

  • Inventario: puedes indicar un SKU genérico o, más óptimo, personalizar uno en cada variación. Lo mismo te digo con el inventario. Mi consejo es que estas dos cosas las indiques por separado en cada variación.
  • Envío: como acabo de comentar, creo que es mejor que configures el peso, las dimensiones y el envío en las variaciones.
  • Productos relacionados: qué otros productos se deben mostrar cuando un cliente está viendo este.
  • Atributos: aquí si que entra en juego toda la potencia de los atributos y sus diferentes valores. Indica todos los que necesites. Por ejemplo, si has creado los atributos talla (S, M, L, XL) y color (azul, verde y rojo) para una tienda de ropa, podrás incluirlos ahora. Si quieres crear y configurar las variaciones para cada atributo, marca la opción ‘Usado para variaciones’.
  • Variaciones: una vez has añadido los atributos, puedes crear las variaciones para todos ellos. Selecciona ‘crear variaciones para todos los atributos’ y se crearán tantos como combinaciones de atributos existan. Con la talla y el color del ejemplo anterior, se crearán un total de 4 (tallas) * 3 (colores) = 12 variaciones. No te preocupes si no tienes producto para alguna de ellas, simplemente la borras y ya está. En cada variación puedes indicar:
    • Identificador único (SKU).
    • Tipo de producto: activado (normal), descargable y virtual.
    • Gestión de inventario.
    • Precio normal y rebajado.
    • Peso y dimensiones.
    • Clase de envío.
    • Descripción opcional de la variación.
  • Avanzado: configuraciones avanzadas como nota de compra al cliente o la activación de valoraciones.

Recuerda que cada variación puede tener datos completamente distintos. Este es el verdadero potencial del producto variable.

Conclusión

Como ves, crear un producto en WooCommerce no es difícil, pero lleva su tiempo.

Decidir el título, la descripción, el precio, la categoría o los atributos no se hace en un par de minutos. Requiere planificación estratégica.

Con todo, las posibilidades que hay son muchas. Los productos variables son muy potentes y te permitirán crear muchas combinaciones que serán muy útiles a la hora de vender.

¿Qué te parece?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Los últimos artículos

Deja un comentario